La digitalización, la clave de la eficiencia energética

Una de las máximas de la industria es lograr la fórmula perfecta de la eficiencia energética. El principal objetivo de todos los agentes que configuramos el sector energético es conseguir que la energía llegue de la forma más sostenible, rápida y económica a todos los lugares del mundo. La innovación siempre ha estado dirigida a mejorar el uso de las fuentes fósiles y renovables, así como de las tecnologías relacionadas con la generación energética. No obstante, hoy la industria tiene que dar un paso más si quiere cumplir con las exigencias que reclama el futuro.

Mañana, estaremos ante una mayor demanda de energía, un sistema energético con menos emisiones de gases invernadero, un mayor volumen de fuentes de energía renovables y una producción aún más descentralizada, ubicada en centrales de menor tamaño. Para hacer frente a este complejo escenario energético, se requieren tecnologías y soluciones digitales que doten de ingenio e inteligencia a la producción, transmisión y distribución de energía y que sienten las bases del futuro energético.

La digitalización, entendida tanto por el análisis avanzado de datos y la transformación de los mismos en valor, como por la resolución remota de incidencias, ha abierto nuevas oportunidades para la gestión energética, mejorando el rendimiento de las plantas, generadores, centrales y turbinas, y reduciendo los costes de la energía. Es evidente que a más información, más conocimiento y eficiencia. Y, las compañías energéticas fueron y son grandes manantiales de datos que, hasta hace poco, eran imposibles de interpretar por su abundancia y complejidad. En este sentido, Siemens pone al servicio del sector su dilatada experiencia y, dando un paso más, transforma el Big Data en Smart Data para proveer soluciones digitales de vanguardia que ofrecen nuevas oportunidades de negocio, asegurando la eficiencia energética y, por consiguiente, dando respuesta a las fuertes exigencias del futuro de la energía. La apuesta de la compañía por los servicios digitales optimiza las distintas tipologías de generación de energía, su transmisión y su distribución, mejorando así su rentabilidad y productividad. Este servicio inteligente basado en la digitalización permite resolver de manera remota incidencias que se suceden en cualquier punto del mundo.

Así, la compañía ofrece una amplia gama de tecnologías digitales como la plataforma MindSphere, que conecta más de 300.000 dispositivos y equipos, de forma segura, distribuidos en todo el mundo, permitiendo su monitorización y mantenimiento remoto. Se trata de “sistemas de conocimiento inteligente”, que habilitados por algoritmos avanzados, análisis sofisticados de datos y un sistema de aprendizaje automático, se alimentan continuamente de la flota operada y mantenida y de los datos específicos de la unidad. La obtención de datos de los diferentes productos y sistemas energéticos permiten a los responsables tomar las mejores decisiones, predecir errores y descubrir oportunidades que mejoren el rendimiento, y por tanto, ahorren costes. Por ejemplo, esta plataforma puede evaluar de forma inteligente los 30 gigabytes de datos que de media una turbina de gas proporciona a diario. Una de las ventajas, entre otras muchas, de esta evaluación es que da a conocer el momento en el que la turbina necesita ser reparada, acortando así los tiempos de inactividad de la misma.

Un análisis 4.0 de las condiciones climatológicas
Para gestionar de manera óptima la fuerte presencia de las energías renovables del futuro, Siemens cuenta ya con tecnología que proporciona la optimización de los servicios energéticos a través de su software predictivo SENN, Simulation Environment for Neural Networks, para la generación de energías renovables. Esta solución interrelaciona todos los parámetros que influyen en la producción energética con el fin de conseguir un pronóstico preciso. SENN tiene en cuenta aspectos climatológicos como la velocidad del viento, temperatura y humedad así como datos de producción eléctrica de las energías renovables que permiten prever y optimizar la energía procedente de las plantas eólicas y los parques solares. El abastecimiento de este tipo de centrales, al depender de las condiciones climatológicas, es mucho más complejo de gestionar. En este sentido, el software permite la planificación con tiempo suficiente del uso de centrales eléctricas adicionales, hacer una gestión más eficiente de los recursos y reducir pérdidas de transmisión y gastos asociados a la gestión horaria. El poder conocer cuál va a ser la demanda energética de una zona concreta así como la cantidad de energía que estará disponible en los próximos tres días, contribuye a garantizar la estabilidad del sistema.

Por otro lado, en relación a la digitalización de las turbinas eólicas, la compañía ha creado un software de “auto-optimización” automática que permite ajustar la posición donde los aerogeneradores se van a posicionar en base a las condiciones meteorológicas y a la fuerza del viento. Esta solución recoge los datos que proporcionan las turbinas, los registra y analiza el comportamiento futuro del sistema para establecer exactamente la cantidad de electricidad que puede generar una turbina y bajo qué condiciones. Además, gracias a los datos registrados y a su análisis constante, Siemens puede definir tendencias de comportamiento, y conocer el lugar más estratégico para su instalación, las condiciones de operación así como la duración del servicio.

Todos estos datos procedentes de las turbinas son gestionados desde un único centro de control situado en Brande, Dinamarca, donde gracias a la digitalización se pueden supervisar más de 10.000 aerogeneradores ubicados en diferentes partes del mundo. La implementación de servicios de diagnóstico permite resolver de manera remota un 85% de las incidencias detectadas. De esta manera, se ahorran costes y tiempo invertido en los traslados de operarios, así como se garantiza una mayor estabilidad de la energía. Con la monitorización y centralización de las incidencias desde un único punto, Siemens consigue que el 99.54% de las incidencias se resuelvan en menos de sesenta minutos, resultados que contribuyen a aumentar el rendimiento de las turbinas a largo plazo, y por tanto reducir el coste de la energía.

El incansable intento de unificar la máxima eficiencia con la sostenibilidad económica y medioambiental es y seguirá siendo el camino a seguir. Eso sí, para llegar con éxito a la meta es necesario coger el tren de la digitalización, porque sin éste nunca llegaremos al destino deseado, el futuro energético.

Pablo Finkielstein, Director General de la división Wind Power and Renewables de Siemens España

Lo más leido

NOTICIAS RELACIONADAS

Mas noticias

Destacados

Datos Revista Energía de Hoy

Datos Revista Energía de Hoy

Tel.- (+34) 91 737 51 65
Fax.- (+34) 91 431 55 69

Técnico (+34) 902 18 11 22 (9-13 h)

C/ Velázquez 15 1º Dcha.
28001 Madrid
info@energiadehoy.com

 

Suscripción newsletter

Debe confirmar suscripción

© Energía de Hoy. Revista de Energias Renovables. Gestionado por Catalweb.net